2 February 2011

Intereses de investigación

Durante el comienzo del curso 2010-11, la dirección de la Escuela Superior de Arquitectura y Tecnología de la UCJC solicitó a todos sus profesores un texto breve que recogiera sus intereses de investigación. Nosotros siempre hemos mantenido dos líneas de estudio y especialización: por un lado la arquitectura como hecho disciplinar (mirada al pasado desarrollada en profundidad gracias a la elaboración de la tesis doctoral); y por otro lado, aunque de forma necesariamente compatible, la arquitectura entendida como parte de un sistema más grande, la ciudad, y ésta a su vez entendida como un régimen metabólico cuya viabilidad depende, en gran parte, de su capacidad de establecer nuevas relaciones de afinidad con el Medio Ambiente (una mirada al futuro que sin duda transformará la disciplina arquitectónica tal y como la entendían los maestros del Siglo XX). Ésta segunda línea de investigación fue que la se presentó y ahora os propongo en la siguiente entrada.


1903: fundación de la fábrica de automóviles Ford.
2003: muerte de la oveja Dolly.
   
La Revolución Industrial supone el origen de la Era de la Máquina y la fascinación por la tecnología. Durante las dos primeras décadas del Siglo XX, objetos precisos, como el mecanismo de freno de un Delage o el cuadro de mandos de un Farman, establecen la construcción cultural del nuevo paradigma. La ciudad crece y se estructura sobre la rápida y brillante dinámica industrial, que legitima la metrópoli como modelo de asentamiento universal y conduce a la progresiva trasformación del medio natural en imaginario paisajístico.

Una de las claves de nuestro tiempo surge, precisamente, desde la reinterpretación de los cánones urbano y natural en un nuevo y complejo constructo cultural: el medioambiente y la disolución de los límites entre naturaleza y cultura. La primera década del Siglo XXI muestra, sin ambages, la decidida construcción del híbrido como organismo vivo y artificio cultural, ya sea desde disciplinas científicas, como la biología molecular y la ingeniería genética, o artísticas, como las Seed Bombs de Liz Christy.

La ciudad entendida como régimen metabólico, necesita el abordaje multidisciplinar de una nueva y compleja red de conceptos interdependientes: recursos, polución, intercambio, recuperación, entropía, regeneración, biodiversidad, comunicación…Desde las nuevas herramientas de simulación termodinámica virtual, la ciudad se propone como una nueva geografía climática, un organismo autosuficiente que gestiona los recursos y aprovecha la tecnología, respira, se alimenta del sol, monitoriza, negocia, interactúa, evoluciona, se transforma de manera análoga al ser vivo.

Para esta radical transformación, ya no sirven los instrumentos vigentes de gestión y ordenación del territorio. Tampoco los protocolos operativos heredados de los que disponemos. La ciudad posible precisa la recuperación urgente de la utopía, la reinvención de un idioma capaz de expresar la frágil belleza del Mundo.

Miguel Ángel Díaz Camacho

Publicación de la ESAyT, UCJC, correspondiente a los intereses de investigación de la unidad G de proyectos, curso 2010-11. [NdA. marzo 2012: este texto terminó de escribirse en diciembre de 2010. Pocos meses después se producen una serie de alzamientos populares en Túnez y Egipto, conocidos como Primavera Árabe; en Europa surge el 15M y en EEUU, Occupy Wall Street].

No comments:

Post a comment