23 March 2015

LA SENCILLEZ DEL ARTIFICIO


Las actividades culturales de la Asociación de Estudiantes de Arquitectura constituyeron una verdadera alternativa a la enseñanza oficial en la segunda mitad de los años veinte en Barcelona (1). Liderados por Josep Lluís Sert y Josep Torres Clavé, entre otros, en Barcelona resonaba el eco de los diseños de la Bauhaus, la Exposición de Artes Decorativas de París (1925) o la Weissenhof de Stuttgart (1927), así como las conferencias de Le Corbusier en la sala Mozart (1928), invitado por los propios estudiantes, todo ello como antesala de la Exposición Internacional de Barcelona y la inauguración del pabellón de Mies van de Rohe (1929), así como la posterior constitución oficial del GATCPAC en 1930 (2).

En 1929 y aún como estudiante, Torres Clavé colabora en el proyecto de su propia casa en Casp 92, esquina Passeig de Sant Joan 35-37, diseñando todos y cada uno de los muebles y ambientes. El mobiliario combina de manera natural el diseño moderno con materiales y técnicas tradicionales, dando como resultado piezas únicas de gran valor (3). Entre las menos conocidas, destaca esta mesa con estructura de roble macizo y ruedas giratorias y pivotantes de procedencia industrial. Los listones verticales se organizan de forma radial entre los sobres superior e inferior, apoyado el primero y encajado el segundo para permitir el paso inferior del listón. Una pletina atornillada remata la cabeza del madero y soporta el casquillo a través del cual se acoplarán "desde abajo" las ruedas.

El diseño de Torres Clavé reinterpreta la modernidad desde la sensibilidad y la cultura local. Por un lado se renuncia a la copia del mobiliario de cuero y ligeros tubos de metal, desarrollado con éxito en los años veinte por Marcel Breuer, Mies van der Rohe, Le Corbusier o Mart Stam; en su lugar, materiales macizos como la madera tradicional. Por otro lado, se investiga en la yuxtaposición de elementos de origen dispar, como las ruedas industriales procedentes de alguna fábrica del Poblenou, algo insólito para la época: difícil encontrar ejemplos de mobiliario rodante en los inicios de la historia del mueble moderno (Rietveld, Gray, Perriand, Aalto, Terragni...). El mobiliario de Torres Clavé supera la influencia moderna y conecta con la sencillez y la intemporalidad que emana de la obra auténtica, contemporánea y tradicional, intelectual y popular, local y universal. La sencillez del artificio.

NOTAS

(1) Ver Oliveras, Jordi; "La arquitectura en torno a Josep Torres Clavé" en Colección Clásicos del Diseño, Josep Torres Clavé, Barcelona, Santa&Cole Ediciones de Diseño, 1994, págs. 27-48.
(2) Tras la asistencia de los madrileños Fernando García Mercadal y Juan de Zavala a la reunión constituyente de los CIAM en La Sarraz, Suíza 1928, Sert y otros arquitectos catalanes instaron a Mercadal para la creación de una organización que impulsara la arquitectura moderna en España, integrándose a los grupos madrileño y catalán, el vasco de Aizpurúa y Labayen.
(3) Entre las más conocidas, el Sillón Butaca terraza, con estructura en madera de roble y asiento y respaldo tejidos artesanalmente mediante cuerda de enea. Fue creado en 1934 para amueblar el Pabellón de la República en la Exposición Internacional de París 1937. Su diseño está emparentado con el de la silla Eva, Bruno Mathsson 1934.

No comments:

Post a comment